Make your own free website on Tripod.com



Alabanza Maxima
La Degeneración de las Palabras

-----------------------
Por Víctor González

A través de los años el significado de las palabras cambian. Lo que significa hoy en día una palabra como COMPROMISO , puede ser que aquí a unos 100 años, signifique algo totalmente diferente. Un ejemplo que me gusta usar es la palabra IGLESIA. Por lo general significa un edificio que puede ser una casa con una cúpula. Para otros es un grupo de cristianos que se reúnen en un lugar para alabar a Dios.

La pregunta que debemos de hacernos es: ¿Que es lo significaba cuando Jesús la usó por primera vez iglesia o EKKLESIA (griego) en Mateo 16:18? De acuerdo a los historiadores y los estudiosos de las Escrituras, los griegos especialmente la usaban para referirse a un grupo de personas de prominencia, política y social; eran hombres de negocio y gobernadores como un concilio. Tristemente no es el cuadro que el mundo ve en la iglesia de nuestros días, sino que nos ven como un grupito de personas que no hacemos ningún efecto en la sociedad. ESTO TIENE QUE CAMBIAR conforme renovamos nuestro entendimiento a lo que Jesús se refirió.

Usando ese mismo ejemplo de palabras vamos al siguiente ejemplo: ALABANZA. Cuando decimos alabanza rápidamente pensamos en una canción o corito o de música (muchos de los coros que la iglesia canta, no tiene nada de ALABANZA). Si vamos al diccionario dice lo siguiente de ALABANZA: Declarar favorablemente o declarar las virtudes y méritos de una persona.

Si examinamos el tiempo de alabanza y adoración en muchas de las iglesias nos daremos cuenta que hay muy poca gente participando o sea, declarando las maravillas de Dios. Muchos están platicando o caminando por los pasillos mientras algunos sí están alabando y adorando al Creador. He visto en muchas iglesias que se toma este tiempo tan especial como para dar tiempo a los que llegan tarde a la reunión. Muchos piensan que lo más importante de una reunión dominical es escuchar la Palabra de Dios. Por lo tanto se dan el lujo de llegar tarde. La razón y me atrevo a decir, que Dios no se manifiesta en nuestras reuniones en una forma sobrenatural es simple, NO LE DESEAMOS. No le alabamos y adoramos.

Cuando una mujer llegó a casa de Simon el leproso para derramar un perfume muy costoso en la cabeza de Jesús (Mat 26:6-10) los mismos discípulos criticaron lo que esta mujer estaba haciendo, al punto de darle más importancia al costo del perfume y a los pobres que a la persona de Jesús. El Señor les responde: a los pobres siempre los tendréis mas a mi no siempre me tendréis Esta mujer busco de todo corazón a Jesús y cuando lo encontró, lo adoró derramando el perfume en Jesús. En otras palabras, aprovechó el momento para alabarlo y adorarlo haciendo una buena obra.

Esta es una lección para la iglesia. Si tu quieres Su presencia manifiesta, tienes que buscarlo con todo tu corazón, alabándole y glorificándole y cuando El se hace presente (Dios habita en medio de la alabanza de su pueblo) adóralo derramando tu ser delante de El.

El tiempo de alabanza y adoración debe ser el tiempo más importante que
tú le debes de dar al Señor. Este tiempo es SOLAMENTE PARA EL y nadie más. Tu atención, tu energía y tu amor debe de ser dirigida hacia El. El tiempo de alabanza debe de ser una serenata de amor y ternura a nuestro Amado como resultado de nuestra GRATITUD por lo que El es. Debe de ser un concierto para nuestro Señor y Salvador. De la misma forma que una sinfónica se prepara para dar lo mejor a la audiencia, nosotros como iglesia nos debemos de preparar para darle lo mejor a nuestra audiencia, EL REY DE REYES. Llega el domingo a tu iglesia con el mejor traje, la mejor actitud de corazón y listo para alabarlo y adorarlo con todos tus hermanos.

SU PRESENCIA HACE TODA LA DIFERENCIA

Home

La Parte del Señor | La Degeneración de las Palabras | Renovando Nuestro Entendimiento | Escogiendo lo Vil | Generación de Danieles | Otros Recursos | LA MUJER EN LA ALABANZA | ENTENDIENDO LO QUE CANTAMOS | SUENA BONITO, SE OYE MEJOR | ENTENDIENDO LO QUE CANTAMOS | DIOS GRANDE, DIOS PEQUEÑO | LA RAZON DE NUESTRA ALABANZA | UN CORAZON AGRADECIDO | ADORACION | SIGNIFICADOS DE ALABANZA | HABITACION DE DIOS | Lo Bueno en Mi | Donde está Jesús | Restauración de la Alabanza | Nacidos Para Adorarle | La Mejor Alabanza

Mas artículos