Make your own free website on Tripod.com



Alabanza Maxima
La Parte del Señor

________________
Por Víctor González

Pablo en Galatas 1:9 dice: Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema

Basado esta escritura y en muchas otras, parece que Pablo repetía bastante el mismo punto para que entrara en el corazón de la gente. Especialmente cuando se trataba de un tema muy importante. En este caso estaba hablando de cuidarse de oír diferente evangelio.

Por naturaleza, nosotros, necesitamos oír, en su mayoría, el mismo tema muchas veces para digerirlo en nuestra mente y corazón. Somos criaturas de hábito. Y cuando se trata de un tema tan importante, como la alabanza y adoración, es necesario repetir algunas cosas para que se haga parte de nuestro diario vivir.

Si hay algo en la iglesia, que se ha convertido en una rutina y me atrevo a decir, en su mayoría, es el tiempo de la alabanza y adoración durante los servicios los domingos o el día en que la iglesia se reúna.
Tal es la falta de entendimiento que muchos cristianos llegan tarde a la reunión, cuando ya está la alabanza. Algunos llegan al final y otros cuando esta ya ha terminado. Algunos dicen ( yo he oído) puedo llegar un poquito tarde, de todas formas está la alabanza al principio

¡Que tragedia! Si tan solo nos pusiésemos a pensar de que esa parte, es la más importante en una reunión dominical. Incluso, he oído a pastores decir que la parte más importante de una reunión de domingo, es La Palabra.

Déjame explicarte, por qué hago tal declaración. Las reuniones de los domingos o los sábados o cualquier día que tu iglesia escoja para darle al Señor, como cuerpo, como congregación todos unidos, un culto a El. El servicio, lo dividimos en varias partes. Hay saludo a las visitas, hay anuncios, hay presentaciones especiales, hay bautismos, hay alabanza y el mensaje del domingo. Ahora, yo te hago la pregunta, de todas esas partes ¿Cual es la parte para Dios? ¿Cual es la parte que hacemos para El? ¿Los anuncios?, ¿Los bautismos...los saludos... La predicación? Todo eso es la parte nuestra, la información, el conocer a gente nueva, el recibir el testimonio de los bautismos y la edificación que recibimos por la Palabra de Dios. Pero, la alabanza, la música y la adoración es nuestra ofrenda al Señor, nuestro regalo a El, por la gratitud que hay en nuestro corazón. Esta es la parte de Dios, esta es la parte que El se lleva en su corazón.

Por esta y muchas otras razones, esta, es la parte más importante de un servicio congregacional y es la parte que más énfasis debemos darle y la que más preparados debemos llegar.

En los tiempos de el rey David, él tenía cientos de músicos, cientos de cantores dedicados exclusivamente para el servicio del templo en la alabanza. Ellos vivían de las ofrendas y del tesoro del templo. Eso era todo su trabajo 24 horas al día. !Que glorioso!

El pastor Rick Waren, escritor del libro La Iglesia con Propósito y pastor de La iglesia de Saddleback en California con más de 10,000 miembros, dice en su libro, que después de aprender la lección, ellos se propusieron poner el mejor equipo de sonido, los mejores instrumentos musicales y los mejores músicos para el tiempo de la alabanza en su iglesia porque entendieron este aspecto del servicio al Señor

La Iglesia Casa de oración de Kansas City, tienen un equipo de 250 personas tiempo completo en la iglesia con la responsabilidad de la alabanza y la oración. Esto no es todo, tienen el edificio abierto 24 horas al día, 7 días a la semana y 365 días al año con ¡alabanza, adoración e intercesión continua! ¡wow!

En medio de todo, gracias a Dios, está habiendo un despertar de la importancia de la alabanza en la iglesia en muchos lugares. Dios se va a manifestar en forma sobrenatural como nunca lo hemos visto ni soñado, en medio de nuestras reuniones mientras nosotros entramos a un entendimiento y convicción de nuestra participación en este aspecto de nuestro servicio al Señor. Cuando Dios empiece a visitarnos, cosas maravillosas van a suceder y no tendremos espacio suficiente para contener a toda la gente que llegue los domingos.

Home

La Parte del Señor | La Degeneración de las Palabras | Renovando Nuestro Entendimiento | Escogiendo lo Vil | Generación de Danieles | Otros Recursos | LA MUJER EN LA ALABANZA | ENTENDIENDO LO QUE CANTAMOS | SUENA BONITO, SE OYE MEJOR | ENTENDIENDO LO QUE CANTAMOS | DIOS GRANDE, DIOS PEQUEÑO | LA RAZON DE NUESTRA ALABANZA | UN CORAZON AGRADECIDO | ADORACION | SIGNIFICADOS DE ALABANZA | HABITACION DE DIOS | Lo Bueno en Mi | Donde está Jesús | Restauración de la Alabanza | Nacidos Para Adorarle | La Mejor Alabanza